Avisar de contenido inadecuado

Subordinadas circunstanciales

{
}

Clases de subordinadas circunstanciales. (I)

Pueden ser de dos tipos:


• a) Las proposiciones subordinadas circunstanciales que pueden sustituirse por un adverbio. También se las conoce como proposiciones adverbiales propias.
Hicimos el trabajo como lo dijo el profesor. Hicimos el trabajo bien.
• b) No adverbiales. Estas subordinadas circunstanciales no pueden sustituirse por
ningún adverbio.
Llegó tarde porque hubo un atasco. ( Proposición subordinada circunstancial
de causa). No podemos sustituirlo por un adverbio o grupo de palabras con
función adverbial.


Oraciones subordinadas circunstanciales adverbiales.
Proposiciones subordinadas adverbiales de tiempo: Ejercen la función de complemento circunstancial de tiempo.
Ana llegó a casa cuando ya me había levantado. Nos encontramos ante una oración compuesta formada por los siguientes elementos.
Ana ( sintagma nominal, sujeto). Llegó a casa cuando ya me había levantado: Sintagma verbal, predicado verbal. a casa: sintagma preposicional, CCL formado por un enlace ( a ) y su correspondiente término ( casa). Cuando ya me había levantado ( proposición subordinada adverbial de tiempo). Cuando ( nexo), ya ( complemento circunstancial de tiempo), me (compl. indirecto)Todo el grupo ( ya me había levantado) sería el predicado de la subordinada. El sujeto de la subordinada estaría omitido.
Son muchos los adverbios y locuciones adverbiales que sirven para introducir este tipo de subordinada: ahora que, antes de que, en cuanto, desde que, después de que, en cuanto, hasta que, mientras, mientras que, etc.
Recoged la mesa antes de que vuelva papá. Comenzó el examen en cuanto cerramos los libros. No te dejaré hasta que no acabes la faena.

Los nexos pueden servirnos para precisar las acciones introducidas por las proposiciones subordinadas: pueden indicar simultaneidad, anterioridad o posterioridad.

Simultaneidad: Una acción ocurre al mismo tiempo que la otra. Algunos de los nexos que sirven para introducirlas son: mientras, cuando, al tiempo que, en tanto que, a la vez que. Mientras escuchas música, podrías hacer la cama. Se puso muy tonto cuando le dije la verdad.


Anterioridad: Una acción ocurre antes que otra. Entre las conjunciones y locuciones conjuntivas que funcionan como nexos hallamos: cuando, tan pronto como, una vez que, en cuanto, apenas. Apenas salió de casa, comenzó a llover. Hicimos los deberes, en cuanto supimos las actividades.

Posterioridad: Una acción ocurre después de otra. Además del adverbio relativo cuando, se puede expresar con locuciones conjuntivas como: después de que. Yo ya lo sabía, cuando me lo dijiste. Después de que te he dicho la verdad, aún te enfadas conmigo.

Otra clase de proposiciones subordinadas circunstanciales adverbiales de tiempo son las siguientes:
Construcciones al + infinitivo: Al salir de clase, vi a tu novia.
Construcciones de gerundio: Yendo por la calle, me encontré con Sergio.
Construcciones de participio: Terminadas las propuestas, se acabó la reunión

Circunstanciales adverbiales de lugar.
Desempeñan la función de complemento circunstancial de lugar dentro de la oración compuesta: Iremos de vacaciones donde haga buen tiempo.

En este caso el análisis es el siguiente:
Pasaremos la tarde donde el clima sea bueno (es evidente que se trata de una oración compuesta o compleja). Falta el sujeto (nosotros). Pasaremos (núcleo del sintagma verbal, predicado verbal). La tarde (sintagma nominal formado por el actualizador ( la) y el núcleo (tarde). Donde el clima sea bueno (proposición subordinada circunstancial adverbial de lugar). Donde (nexo), el clima ( sintagma nominal, sujeto), el (actualizador), clima ( núcleo), sea bueno ( sintagma verbal predicado nominal, porque es un verbo copulativo), Sea ( núcleo), bueno ( atributo)

Recuerda que el adverbio relativo puede ir precedido de una preposición con verbos que expresen movimiento: Ya voy hacia donde me dijiste. ( a donde, de donde, por donde). Otro ejemplo: Ve por donde te plazca.

 

Proposiciones circunstanciales adverbiales de modo:
Hacen la función de complemento circunstancial de modo.


Haced los deberes como ha dicho el profesor. Nos hallamos ante una oración compuesta formada por los siguientes elementos constitutivos: Sujeto omitido (vosotros). Predicado (Haced los deberes como ha dicho el profesor). Haced (núcleo del predicado), los deberes ( sintagma nominal, C. Directo, formado por el actualizador ( los) y el núcleo ( deberes). Como ha dicho el profesor ( proposición subordinada adverbial de modo). Como: nexo. Ha dicho ( Sintagma verbal, predicado verbal). El profesor ( sintagma nominal, sujeto).
También se consideran nexos modales los siguientes: como sí, según, conforme, según que, tal y como, según como: Hemos hecho el dibujo conforme ha dicho, profesor.


Te ríes del problema como si no te importara.No saldrás esta tarde tal y como te dije ayer.

¡OJO!
No confundas las proposiciones adverbiales de lugar, de tiempo o de modo con las subordinadas sustantivas con dónde, cuándo y cómo que son interrogativas indirectas.
Fuimos donde dijiste/ Llegamos cuando venías de camino/ Lo hice como el pediste.
En los tres ejemplos nos hallamos con una proposición subordinada adverbial.
Pero ahora observa: No sé dónde fueron. No sabía cuándo volvería su novio. Sabe muy bien cómo lo ha hecho. En esos tres casos nos encontramos con una proposición subordinada sustantiva de complemento directo.

 

{
}
{
}

Deja tu comentario Subordinadas circunstanciales

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.