Avisar de contenido inadecuado

Lengua castellana. Actividades. Las funciones sintácticas son poesía ¿ o no lo crees? Primer asalto

{
}

Las funciones sintácticas, son poesías ¿ o no lo crees?  

Primer asalto

Prof: Mari Carmen Moreno.

 

Haz un poema que describa a esa persona que tanto quieres o admiras: Puede ser un/ a amigo/ a, un actor o actriz de cine, u bien, el amor de tu vida.

 

 El nombre, que será el núcleo del sintagma, se repetirá cuantas veces quieras, aunque también puedes utilizar metáforas u calificaciones que lo sustituyan, de manera que ese ser puede ser comparado con un animal, un objeto, un elemento de la naturaleza, un sentimiento, etc.   Recuerda que los adyacentes del nombre pueden ser:

- El adjetivo en función de adyacente, modificador directo o complemento del nombre, según la nomenclatura: La rosa blanca.

-El sintagma preposicional en función de complemento del nombre. también se le puede llamar modificador indirecto porque va introducido por una preposición : el trapecio de tu sonrisa.

- Un sintagma nominal en función de aposición: (Haz memoria, ese dichoso complemento que suele aparecer entre comas, u bien especificado por otro sustantivo): Tu beso,  ese cáliz rojo; Cervantes, el manco de Lepanto.   Coge lo que quieras del mueble bar.  

-Una proposición subordinada adjetiva ( que no es más que un adjetivo, amplificado, explicado):

Cuánto quiero a las pobres palabras, qué tan míseras están en lo diario.

( Rainer Maria Rilke)

 La nomenclatura no es lo más importante, lo más importante es que entiendas el significado de cada función y que te dejes llevar por el ritmo poético.   

Aunque aquí vamos a jugar con las estructuras sintácticas es importantes que entiendas que en poesía el ritmo, ese ruido que producen las palabras, es importante.

Fíjate, por ejemplo, cómo Joaquín Sabina consigue el ritmo poético, utilizando verbos.

Me levanto, bostezo, vivo, almuerzo        

Me lavo, silbo, invento, disimulo,

Salgo a la calle, fumo, estoy contento,

Busco piso, hago gárgaras, calculo

Tengo granos, discuto, me equivoco

Busco a tientas, no encuentro, me fatigo

Me olvido de quien soy, me vuelvo loco,

Hace frío, amanece, amanece, sumo y sigo

Te recuerdo, te busco, te maldigo

Digo tu nombre a voces, no te veo,

Te amo, ya no sé lo que me digo:

Te deseo, te deseo, te deseo.

Ejemplo:

Un arabesco para Aitana (Rafael Alberti) Para su hija

 

 

Niña mía, preciosa,

flor bailable del aire, delicada

inasible,

alada,

desalada mariposa,

quebradizo

junto de luz, imperceptible

hebra de sol, cabello

tornadizo.

 

Ahora observa estos otros versos que pertenecen a Estrategias del deseo de Cristina Peri Rossi.

 

Sin embargo

la vida

cruel

sanguinaria

carnal

voluptuosa

la vida y su dolor

y sus sonrisas

estaba allí

encajada como un seno en el otro

como un sexo en otro sexo.

Como la boca en otros labios.

 

Cristina Peri Rossi.

Calienta motores y escucha este poema. ¿Qué te sugiere?

Despertar

Molino rojo  Jacobo Fijman

Revuelo de silencios aromados.

Estrellas-pájaros de fuegos

dichos de infinito.

Música de las nieblas y risas de las selvas.

Se enardecen de llamas y de gritos

los desiertos.

¡Locos de eternidad

los pies del viento danzan en el mundo!

Construye ahora tú un poema utilizando las palabras en cursiva:

de silencios aromados  ¿?

de fuegos ¿?

de infinito  ¿?

de eternidad ¿?

del viento ¿?

Poema de los complementos directos e indirectos.  

El reconocimiento del complemento directo es muy fácil, entre otras cosas porque suele aparecer con verbos, cuyo significado es incompleto, o sea, que sin ese complemento directo el verbo está cojo. Sólo tienes que recordar que el complemento directo de persona lleva necesariamente la preposición a: Veo a Ana / Veo a Luís. Recuerda que lo ves, lo que escuchas, etc.; hace la función de Complemento directo.

En cuanto al complemento indirecto, este es quien recibe la acción indirectamente.

Observa: Escribo un e-mail a mi hija  ( Un e-mail sería el complemento directo; a mi hija, es el indirecto , o sea, en este caso la persona a quién se lo escribe)

Veamos todo lo que eres capaz de ver o de sentir Escucha lo que dice nuestra amiga:

Belén Reyes.

Y no hay más que sentarse

y esperar que suceda.

Ponerle un bozal al corazón  ( un bozal, CD; al corazón, CI) y así sucesivamente...

Meterte en los ojos dos esponjas

Saturarte los poros.

Quitarle los bafles al deseo.

(ponerle) Un somnífero al sexo y una amnesia.

Tragarte los versitos.

Atarte las caricias.

la leche calentita...

y un peluche en el pecho.

            Que conozco la copla.

Y no hay más que sentarse

y esperar que suceda.

Quien nos cubrió de besos

azules y promesas.

Quien abrió nuestro cuerpo

y nos sorbió la esencia.

Quien reprochó constante

nuestra muda presencia.

Quien nos amó a lo loco...

nos dejará a lo bestia.

Observa que todos esos quién enigmáticos harían la función de sujeto.

Observa una fotografía antigua, de esas que  que tienen tus padres por casa. Mírala  bien y después intenta reflejar en un poema lo que ves a través de sus ojos, de su expresión, lo que sientes al contemplarla. Si no sabes nada de ese antepasado tuyo, te será más fácil inventarte un mundo nuevo, para él.

En tu espalda yo veo:                                 

 El silencio de la noche,                             

el dolor de lo ajeno                                     

la tristeza cansada                                       .                                    

el trabajo de sueños                                     

que construye dulzuras                               

con caricias.                          

Ahora mira este otro fragmento. Esas expresiones introducidas por veo, abraza, asalta  son también Complementos directos. En este caso voy a pedirte que busques cuadros abstractos en Internet. Si rastreas por el blog, podrás ver unos cuántos.

De seguro que cada uno de vosotros verá cosas distintas en esos cuadros. También podéis optar por buscar cuadros de paisajes, aunque en este caso, seguramente lo que veáis sea lprácticamente lo mismo.

 

LA HUIDA A EGIPTO. ESCUELA FLAMENCA, 1521

H. Magnus Enzensberger.

El hundimiento del Titanic.

Veo al niño (que juega entre el maíz)

y no ve al oso.

El oso abraza o asalta a un campesino.

Ve al campesino,

pero no el cuchillo

(que tiene clavado en la espalda,

es decir, en la espalda del oso.)

(...)

A lo lejos, en las encumbradas torres

de raros alféizares,

veo parpadear a las lechuzas. Oh, sí

puedo ver bien todas estas cosas,

pero ¿ cómo distingo lo importante

(de lo que no lo es)? ¿Cómo puedo adivinarlo?

Aquí todo parece evidente,

igualmente claro, necesario

e impenetrable.

(...)

{
}
{
}

Comentarios Lengua castellana. Actividades. Las funciones sintácticas son poesía ¿ o no lo crees? Primer asalto

:-) gracias ,,,siempre aprendo en tu espacio
Un abrazo y.....por cierto :-) ,me gusta la foto de Jhony .
Feliz finde
lerna 28/11/2008 a las 15:38

Deja tu comentario Lengua castellana. Actividades. Las funciones sintácticas son poesía ¿ o no lo crees? Primer asalto

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.