Avisar de contenido inadecuado

Comentario de Texto. 1º Bachillerato

{
}

 

 

Discos, ajo y agua. Javier Ortiz

 

            Gran indignación músico-industrial por el pirateo de discos.

No tienen razón. No, al menos, toda la razón.

Si la gente no compra más discos originales es porque son carísimos. Y son carísimos porque el margen de beneficio de las grandes compañías discográficas es escandaloso.

Yo comprendo que sean caros los discos minoritarios, en los que hay que prorratear un montón de gastos fijos. Pero que cedés que se venden como churros tengan los precios que tienen es, sencillamente, un abuso.

Hay diversos géneros de copia de discos. Uno es el que se hace con fines comerciales. Ése es lógico que se persiga, Y además no es tan difícil: basta seguir la cadena de la venta ambulante hasta sus orígenes.

Pero hay otras copisterías que no tienen nada que ver con eso.

Por ejemplo: algunos fabrican copias de discos que han comprado, pagando religiosamente su precio, porque no quieren andar paseándolo por ahí. Se hacen una copia para el reproductor del coche o para el del trabajo, o para el de su segunda residencia. O como mera copia de seguridad, para no estropear el original. ¿Qué pretenden, que se compren cuatro veces el mismo disco?

También hay gente que convierte discos de vinilo en cedés, para tenerlos en un formato mejor y más manejable. ¿Qué sentido tiene que eso sea ilegal?

Es igualmente frecuente el intercambio de discos entre amigos. Ahí volvemos a lo del precio. Me sé de melómanos que quieren estar más o menos al día, y que por ello, y no sin sacrificio, están dispuestos a dejarse hasta 10.000 pesetas mensuales en discos. Pero no 30.000. ni 50.000. Sencillamente porque entonces tendrían que prescindir de comer. Así que se conchaban entre varios para comprar cada uno dos o tres discos e intercambiar novedades.

Luego está lo de Nepster. Es una pasada. Primero, porque ir en contra el fenómeno del intercambio de música por Internet es tratar de poner puertas al campo. Pero es que, además, Napster también ayuda a los ingresos de la industria discográfica. Ha habido autores cuya existencia he conocido – y de los que luego he comprado discos – porque me he topado con alguna de sus canciones en los archivos de Napster.

Lo que las discográficas tienen que hacer es renunciar a los beneficios astronómicos que venían obteniendo y ofrecer productos más elaborados. Algunas ya ha empezado a hacerlos sus discos adjuntan folletos primorosamente realizados, cuando no auténticos minilibros, que ninguna copia puede proporcionar. Claro que eso implica gastar más y ganar menos. Oye: pues ajo y agua.

 

El Mundo, 7 de abril de 2001.

 

 

 

Titanic, Rosa Montero.

 

Qué imagen tan poderosa y tan tremenda la de los 82 bolivianos que viajaban en el crucero de lujo Sinfonía. “Apenas si salían de los camarotes, llevaban ropas modestas y las zapatillas rotas”, comentó otra pasajera. Ya han sido devueltos a su país, después de haber pagado 1500 euros por el pasaje y de haberse endeudado para siempre. La Europa rica se parece cada día más a ese crucero, somos un trasatlántico de lujo lleno de gente jaranera que baila y bebe y ríe y se zambulle en piscinas resplandecientes de color turquesa mientras por los pasillos interiores deambulan cual fantasmas tristes polizones con los zapatos rotos. Y corremos el peligro de dirigirnos de cabeza al iceberg con la banda de música a toda pastilla, como un Titanic del desajuste social. Véanse los alborotos callejeros de Francia, por ejemplo.

Sé bien que el problema de la inmigración no es fácil, pero creo que tenemos que esforzarnos en corregir la derrota del barco, en priorizar la admisión y la integración y no el cerrojazo. Una de las últimas bolivianas que entró por Barajas antes del visado, sostuvo esta conversación con los periodistas nada más pasar el control: “¿Cómo has entrado? Como turista. ¿Y ahora qué vas a hacer? Buscar trabajo. Lo decía con toda naturalidad, con toda inocencia, sin darse cuenta de que estaba admitiendo una ilegalidad, porque no le cabía en la cabeza que pudiera haber nada malo en querer trabajar honesta y esforzadamente, en desear ser útil y feliz. La inmigración enriquece la sociedad, porque los que emigran suelen ser los más emprendedores, los más responsables. Una lectora, profesora de Inglés de un instituto público del sur de Madrid me escribió comentando un anuncio que había visto en Newsweek. Era de un lujoso colegio bilingüe de Marbella y, como prueba de su excelencia alardeaban de tener alumnos de 46 nacionalidades. Pero si se les dijera eso mismo a los padres de un instituto, explicaba la lúcida lectora, saldrían huyendo despavoridos. “Qué triste que lo sirve de reclamo en una institución privada sea causa de espanto en una pública”. Qué triste, en efecto, que no sepamos reconocer, integrar, asumir y disfrutar de toda esa riqueza.

 

PREGUNTAS EN TORNO A LOS TEXTOS.

 

1. Establecimiento del tema y breve resumen de su contenido. Recuerda que el resumen es aproximadamente y que lo debes realizar con tus propias palabras. ¿Cuál es la finalidad textual en cada caso concreto? ¿Cuáles son las funciones lingüísticas principales y secundarias?

 

2. Explica la distribución en párrafos y las ideas principales y secundarias. Divide el texto en partes y después extrae las ideas esenciales y las subsidiarias o secundarias. Seguidamente piensa en la estructura que ha seguido el autor: - analizante (tesis al principio), sintetizante (tesis al final), encuadrada o circular (al principio o al final), en paralelos (prácticamente todas las ideas adquieren relevancia). Recuerda que la tesis puede estar implícita en el texto, aunque no lo esté explícitamente.

 

3. Un texto argumentativo se apoya en los elementos valorativos (sustantivos, adjetivos, adverbios, subjetividad –por ejemplo, con la presencia del subjuntivo o las figuras literarias, etc. Repasa los rasgos lingüísticos de un texto argumentativo (pág. 229-230). Identifica al menos tres tipos de argumentos (pág. 253-254).

{
}
{
}

Deja tu comentario Comentario de Texto. 1º Bachillerato

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.